HomeMAS NOTICIAS

Problemas en una avenida reparada en diciembre en el departamento de San Martín

13/05/2011 Opina

A fines del año pasado y con una inversión de 1,5 millones de pesos, Vialidad Provincial reparó unos 600 metros de asfalto en la avenida Leandro Alem (ruta 50), de la ciudad de San Martín. Pero al poco tiempo de terminada la obra resurgieron viejos problemas, como es el peligroso ondulamiento y la rebaba que muestra la calle frente a la terminal de colectivos, una zona de gran circulación vehicular.

«Es una obra nueva y mire cómo se ha deformado; para colmo esta esquina es peligrosa y si uno viene un poco rápido y le toca el semáforo en verde, capaz que muerde la rebaba y se termina yendo encima de otro auto», calculaba ayer Walter, uno de los tantos conductores que pasan a diario por el lugar.

Vialidad calificó la aparición del problema como «inevitable dadas las circunstancias» y adelantó que para llegar a una solución en esa esquina habrá que esperar hasta setiembre, «porque el trabajo de emparejamiento requiere de temperaturas ambientales más elevadas que las actuales».

En su viaje de este a oeste, la ruta provincial 50 cruza a la ciudad de San Martín por la mitad y allí, en su paso urbano, deja de ser ruta para transformarse en la principal y más ancha avenida de la ciudad. Al oeste del municipio, la ruta 50 lleva el nombre de avenida Boulogne Sur Mer hasta la rotonda del hospital Perrupato y hacia al este el de Leandro Alem hasta el carril Montecaseros.

Es en este último tramo donde Vialidad hizo arreglos, más precisamente en el viejo asfalto de las cuatro largas cuadras que hay entre Tucumán (en la esquina de la terminal) y Balcarce (a una cuadra del municipio).

En su momento, algunos vecinos criticaron el sistema usado por Vialidad y aseguraron que los arreglos de la avenida no durarían mucho, ya que la reparación del camino se hizo sin quitar el viejo asfalto. Vialidad negó que fuesen a aparecer problemas y aseguró que «el trabajo ha sido pensado para durar 20 años con un mínimo mantenimiento».

A poco de terminada la obra aparecieron las ondulaciones de asfalto en la esquina de Alem y Tucumán. «Para llevar a un mismo nivel los 600 metros de avenida reparados hubo lugares en donde el espesor de material es muy grueso», explicó Omar Venegas, delegado de Vialidad y siguió: «Eso ocurre en la esquina de la terminal donde hay 18 cm de asfalto; lo que ocurrió es que con las temperaturas elevadas el asfalto se calentó y entre los colectivos y los camiones que giran en esa esquina hicieron que el camino se arremangara».

 

Fuente: Diario Los Andes.-