HomePOLICIALES

Una familia choca contra un camión en ruta 7: dos muertos

23/07/2011 2 Comentarios

Otro violento accidente vial pone de luto a Mendoza, en un año que marca un llamativo aumento de choques violentos con víctimas.

Una mujer de 44 años y su hija de 15 murieron al chocar el auto en el que se trasladaban hacia Chile, mientras que el marido de la mujer y su otro hijo de 13 años resultaron heridos de gravedad, informaron fuentes policiales.

El hecho ocurrió hoy al amanecer, cuando el automóvil Fiat Palio en el que viajaba la familia chocó contra un camión en la ruta nacional 7 a la altura de la localidad de Alto Verde, del departamento de San Martín.

Según informaron los voceros, el Fiat Palio patente FCC 654 provenía desde Buenos Aires y el motivo del choque habría sido que el conductor se quedó dormido y atropelló de atrás al acoplado de un camión que circulaba en el mismo sentido.

La familia integrada por Pablo Maschi (45), su esposa Fabiana y sus hijos Paula y un chico de 13, se dirigía a Chile con fines turísticos.

En el accidente fallecieron madre e hija, el conductor del auto está internado en el hospital «Perrupato» , en tanto que su hijo de 13 fue trasladado al materno-infantil «Notti» , ambos con pronóstico reservado por la gravedad de las heridas padecidas.

Por la fuerza del impacto contra el camión, fue necesaria la ayuda de bomberos voluntarios de la zona para lograr sacar los cuerpos de los heridos y fallecidos, que habían quedado atrapados entre los fierros retorcidos del auto.

 

Fuente: Diario Los Andes.-

 

2 Comentarios »

  • Eli dijo:

    Ke desgracia y despues nos hechan la culpa a nosotros los camioneros por ke no ponen restricciones para los automovilistas???? siempre el ke caga es el camionero loco ya basta!!!!

  • merman dijo:

    lo que pasa es q no hay que echarle la culpa a los demás,el cambio empieza por uno mismo, sobretodo si sos camionero sabrás lo que es el «manejo defensivo», no cuesta nada tener un poco mas de cuidado, en este caso se destruyó una familia por el hecho de no parar a descansar,somos inconscientes y pagamos un alto precio por ello.