HomePOLICIALES

Sigue sin aparecer Celeste Aldana, la niña perdida en La Paz

13/09/2011 Opina

La comunidad de La Paz sigue sin saber qué le sucedió a Celeste Aldana Orozco Maturano, que hace casi dos meses abandonó su hogar con rumbo misterioso hacia la vecina provincia de San Luis.

La adolescente desapareció el día después del inicio de las vacaciones invernales, y supuestamente le habría dicho a una amiga que iría a visitar a un pariente.

El familiar al que hizo referencia Celeste Aldana, se trata de un hermano –por parte materna- de su madre, Verónica Maturano. El hombre de unos treinta y tantos años y cuyo nombre es Aldo Aravena.

Según lo declarado por Alberto Orozco –padre de Celeste-, este tal Aravena, es un pariente con el que no tienen contactos desde hace muchos años, y que de acuerdo a lo dicho por Orozco, tampoco la conocería, por lo que volvería inverosímil esta hipótesis.

Más allá de las distintas conjeturas, y por lo que califican los padres de Celeste como “un desinterés de la Justicia”, todos los viernes realizan marchas por la cuidad de La Paz, en la que junto a vecinos y amigos de la niña desaparecida piden por la aparición de nuevos datos que permitan hallarla.

La hipótesis de San Luis

Si bien los padres se enteraron rápido que Celeste Aldana Orozco había tomado la decisión de irse de la casa con rumbo a San Luis, los padres continuaron la búsqueda en aquella provincia con la colaboración de la misma, aunque sin lograr ningún resultado.

Tras revisar los padrones y publicar en los medios de comunicación disponibles, los padres de Celeste regresaron a Mendoza.

Sin embargo, fuentes policiales habrían sugerido que Celeste sí se encontraría  del otro lado de El Desaguadero y hasta “estaría manteniéndose por sus propios medios”, aunque no precisó más detalles.

Esto fue informado por el jefe de la Distrital Zona Este de la Policía de Mendoza, Daniel Silva, quien manifestó que “la chica podría estar en San Luis trabajando a casi dos meses de que se conoció la novedad en el departamento del Este.

“En su momento comprobamos que la niña se había ido de su casa por su propia voluntad, y que además venía organizando esta fuga desde hace tiempo; que materializó con la huída en un micro desde la terminal. Supimos que la chica además había viajado sola”, detalló.

Expresó además que “supimos del caso una vez que el padre hizo la correspondiente presentación judicial. Hay muchas versiones sobre el lugar donde está viviendo. El pedido de la Justicia local por su paradero sigue vigente”, amplió.

 

Fuente: Diario Mdz.-