HomePOLICIALES

El titular de la Liga de Fútbol declara por el confuso robo de autos

04/05/2012 Opina

El presidente de la Liga Mendocina de Fútbol, Carlos Suraci, se presentó esta mañana de manera espontánea ante el fiscal de San Martín, Martín Scattareggi, y ha estado declarando hasta el mediodía por la causa de robo de autos y dinero, según informó su abogado defensor Carlos Santos.

Suraci tenía un pedido captura por el poco claro episodio que tuvo una gran repercusión mediática. Fue imputado de extorsión y participación primaria y deberá pagar una fianza de 10 mil pesos para seguir en libertad.

El hombre fuerte del fútbol mendocino está sospechado de participar del hecho junto a su hijo Juan Paulo, delantero de Huracán Las Heras, que estuvo 5 días detenido luego de la denuncia del supuesto atraco.

Los hechos

El jueves 26 por la noche, el futbolista Juan Pablo Suraci y otros dos hombres fueron demorados por la policía de la zona Este, luego de que un llamado al 911, denunciara un asalto a mano armada a la concesionaria Eco Centro Autos, ubicada en calle Lavalle de esa ciudad.

Los autos -un VW Bora, un Peugeot 207 y un Ford Focus- fueron secuestrados por la policía y sus conductores detenidos en medio de operativos cerrojo en ruta 50 y Variante, de Palmira; en el carril Barriales y el tercero en la ruta 60, cerca de Maipú.

En su declaración inicial Suraci y sus dos amigos aseguraron que habían firmado papeles para retirar los autos de la agencia y que habían sido tomados como parte del pago de una deuda originada en 2009.

En cambio, Sergio Cuagliarella, a cargo de la concesionaria, aunque admitió la deuda dijo que Suraci y otras tres personas ingresaron al local, que allí lo amenazó y que se llevó los tres vehículos.

El futbolista continuó detenido debido a que el fiscal también lo acusó de extorsión y recién pudo salir de la comisaría el miércoles, luego de haber pagado una fianza de 10.000 pesos.

El motivo que alegó la defensa para pedir la excarcelación fue que Suraci tiene una conducta intachable, no cuenta con antecedentes penales y tiene fijado un domicilio confirmado por el fiscal.

 

Fuente: Diario Los Andes.-