HomeDEPARTAMENTALES

La obra “Rotos de Amor” se presenta en Rivadavia

09/05/2012 Opina

Con una entrada general de $15, el próximo domingo 13 de mayo a las 21:30, se presentará en el Teatro Bianchi la obra, “Rotos de amor”, comedia que de manera tierna y humana,  habla del amor con mayúscula.

Bajo el título «Rotos de amor» el autor argentino Rafael Bruza reúne una serie de cuadros cómicos a cargo de cuatro personajes, todos ellos visitadores médicos, pero “perdedores sin remedio”.

La obra en si, es una manera diferente de hacer comedia. De forma divertida y cercana, se reivindica la fe en el amor con todas sus consecuencias.

Lo que hace Rafael Bruza es aunar distintas  historias y contarnos que, aunque estemos seguros de haber  encontrado el amor, siempre lo estamos buscando. Quizá por eso es que se anda diciendo por ahí que “no hay nada más ridículo que un hombre enamorado.”

Rotos de amor, esta interpretada por Marcelo Lacerna, Víctor Arrojo, Daniel Posada, Aníbal Villa y Claudio Martínez.

Los Personajes Rotos

En “Rotos de amor” cuatro hombres se enfrentan a una ruptura amorosa. Pero en vez de reaccionar con resentimiento hacia su pareja, deciden combatir el desamor con más amor. Para ello planificarán las situaciones más absurdas y cómicas con el fin de reconquistar el corazón de sus respectivas amadas.

El primero de ellos es un pesado solemne al que su mujer abandonó por un profesor de tango. El segundo es un soñador terriblemente torpe, su mujer lo abandonó por sus volcánicos ronquidos. El tercero es un mudo aunque no tan mudo que habla una jerga ininteligible causando sorpresas y sobresaltos cuando es traducida. Su problema es que durante 16 años se negó a separarse de las cenizas de su mujer muerta. El cuarto es un enamorado platónico que prefiere adorar a las mujeres desde lejos y sin que ellas se enteren para no sufrir desilusiones.

Estos hombres, además, están dispuestos a buscar cualquier posibilidad para recuperar el amor perdido. Y en el devenir de esa búsqueda aparecen las preguntas sin respuestas de todos los enamorados: ¿en qué se convierte el amor luego de años de convivencia?, ¿cada uno ama como quiere?, ¿el amor es un acto solitario?

Pero resulta que todos los intentos de estos hombrecitos “son insuficientes para salir de las formas anacrónicas que los constituyen, todos los intentos no hacen más que llevarlos, indefectiblemente, a convertirse en cuatro caballeros honorables y patéticos”.

Se trata de cuatro hombres simples, cuatro almas golpeadas por el amor, llenas de dolor, ilusión, fe y flores frescas. Ellos son víctimas de la pasión, son cómplices, socios en la pena y se sostienen mutuamente por la amistad que los une y  los sorprende permanentemente.