HomeSOCIEDAD

El HCD de Rivadavia reconoció a joven rivadaviense doctorado en Física

19/09/2015 Opina

EL HONORABLE CONCEJO DELIBERANTE RECONOCIÓ A JOVEN RIVADAVIENSE DOCTORADO EN FÍSICA

El joven Dr. Diego Javier Pérez, con sus 33 años de edad recibió un merecido Reconocimiento Institucional otorgado por el Honorable Concejo Deliberante de Rivadavia, en el marco de la sesión ordinaria de este Cuerpo, por la diplomatura de Doctor en Física, alcanzada en el corriente año, en el Instituto Balseiro, de Bariloche.

El reconocimiento fue otorgado por la Presidente del Honorable Concejo de Deliberante, Prof. Florinda Seoane y el cuerpo legislativo en el medio día de ayer, jueves 17 de setiembre, en una sesión especial.

El reconocimiento otorgado se basó en los siguientes considerandos:

Que hechos de esta naturaleza, contribuyen a engrandecer el rico historial cultural de nuestro Departamento, y conllevan a poner de relieve la importancia y el valor de la familia y de la escuela como pilares fundamentales del edificio social.

Diego Javier nació en Rivadavia el 25 de marzo de 1982, en el seno del hogar formado por sus padres Miguel Ángel Pérez y María Esther Morelo. En ese momento, el matrimonio Pérez era contratista de la Finca de Don Próspero Benedetti, del distrito La Libertad. Al poco tiempo, con un nuevo contrato, la familia fue a trabajar a la Finca “La Selmira”, del Doctor en Medicina, Manuel Bianchi, también del distrito La Libertad.

Probablemente, el contacto diario con el escenario rural le sirvió al niño Diego para dar rienda suelta al innato asombro infantil, y para ensayar respuestas a los interminables interrogantes que nos plantea el mundo, sin más maestros que la naturaleza.

Con cinco años cumplidos, ingresó en el Jardín de Infantes de la Escuela Nº 1-179 “Bautista Gerónimo Gargantini”, de Los Campamentos, egresando en el año 1994 del Nivel Primario de ese Establecimiento Educacional. Continuó sus estudios en la Escuela Nº 4-016 “Ingeniero Antonio Marcelo Arboit”, de Junín donde obtuvo el título de Técnico Químico Industrial.

A no dudar, Diego Javier Pérez estaba lanzado hacia el apasionante campo de la física. Con el enorme sacrificio personal y de sus padres, llegó a la Facultad de Ciencias Física, Matemática y Naturales de la Universidad Nacional de San Luis. En el año 2008 alcanzó en esa Casa de Altos Estudios, la Licenciatura en Física: un precioso eslabón para concretar su indeclinable decisión de ingresar en el Instituto Balseiro, de Bariloche.

Cuántos interrogantes de aquéllos surgidos en sus largas exploraciones de niño inquieto en los alrededores de la finca en la que sus padres trabajaron, los fue develando y enhebrando en el maravilloso tejido de la ciencia.

Cuántas expectativas familiares fueron cobrando significación y satisfacción, a medida que Diego avanzaba en su inicial propósito.

Llegamos –por fin o por un nuevo inicio- al 19 de junio de este año, momento en que Diego Javier Pérez hizo la defensa de su tesis doctoral y logró su diplomatura de Doctor en Física.

Seguramente, a veintiséis años de distancia, nuestro “ilustre mendocino discípulo de Einstein”, el científico Ramón Enrique Gaviola, nacido en Rivadavia el 31 de agosto de 1900 y fallecido en nuestra Provincia el 7 de agosto de 1989, se sentirá orgulloso – desde el más allá – de que otro rivadaviense le empiece a rendir culto académico a la física, al compromiso científico, social y ético en favor del desarrollo integral de nuestro País…

A nadie escapa, entonces, que estamos frente a un hecho socio-educacional que amerita nuestro Reconocimiento Institucional, en nombre del Pueblo de Rivadavia.

 

Prensa Municipalidad de Rivadavia

prensa@rivadaviamendoza.gov.ar